Personal del Metro realiza labor de concientización entre los usuarios

42 mujeres y hombres recorren las Líneas activas de la red del Metro con la finalidad de exhortar a los usuarios a utilizar de forma correcta el cubrebocas y con ello elevar la eficacia de una de las medidas básicas para evitar la propagación de contagios de Covid-19 en espacios cerrados.

En cinco jornadas, suman 2 mil 100 horas de actividad de concienciación, que incluyen la labor de los 42 Monitores, encaminadas a una labor de prevención.

Cada uno de los Monitores ha realizado labor con 600 usuarios en promedio con un impacto global en 25 mil usuarios, a quienes se les ha exhortado a utilizar de forma correcta la mascarilla, así como a guardar silencio, no ingerir alimentos o bebidas o a utilizar gel antibacterial.

Se trata de un trabajo de proximidad con el usuario, en la que los Monitores del Metro detectan a usuarios que tienen mal colocado el cubreboca y les hacen un llamado para hacerlo de forma correcta, que es cubriendo desde la nariz hasta el mentón.

Con paletones, se recuerdan a los usuarios que al viajar en la red se debe permanecer en silencio, ya que el hablar se eleva la posibilidad de la propagación de gotículas de saliva en espacios cerrados, como son estaciones y vagones.

Los Monitores, realizan su función principalmente en horarios de mayor afluencia, tanto en las mañanas como en la tarde-noche, y lo hacen de forma aleatoria.

El Metro hace un llamado a los usuarios a tener en cuenta las recomendaciones de los Monitores, identificados plenamente con chaleco naranja, ya que la labor de concientización que realizan es de suma importancia para la prevención de contagio.

El Metro recuerda a los usuarios que para desinfectar sus manos pueden utilizar los 365 dispensadores de gel antibacterial distribuidos en la red.

Los Monitores tienen asignado un paquete de cubreboca, para dotar a los usuarios que por algún motivo ingresan a la red sin portarlo.

El llamado es a no bajar la guardia y a continuar acatando las cinco reglas elementales para evitar contagios en las instalaciones, las cuales son:

Las cinco reglas son:

•El uso de cubreboca es obligatorio para ingresar al Metro y se debe mantener puesto durante toda la estancia al interior de las instalaciones, de forma adecuada, cubriendo completamente desde la nariz hasta la barbilla. Así mismo, se exhorta a los usuarios a usar careta, ya que ésta brinda un mayor nivel de protección.

•Usar gel antibacterial al interior de la red, luego de sujetarse a los pasamanos y estructuras metálicas, así como a evitar llevarse las manos a la cara durante el trayecto. Posteriormente, al llegar al lugar de destino, lavarse las manos con agua y jabón.

•Permanecer en silencio y evitar hablar, cantar, gritar o llamar al teléfono celular. La acción está encaminada a disminuir la emisión de gotículas de saliva que se generan al hablar, y con ello reducir la posibilidad de contagio en espacios cerrados.

•En caso de toser o estornudar, se debe cubrir la zona de la nariz y boca con el ángulo interno del codo.

•Como medida sanitaria básica y primordial, se debe evitar ingerir alimentos o bebidas dentro de las instalaciones, ya sea al interior del vagón, así como en las zonas de acceso, pasillos de arribo o transbordos.

Prevenir es protegernos, en el Metro Hazlo Correcto, Hazlo Seguro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *